Deisy vive en la Isla del Combu, del otro lado del río, enfrente a Belém. Le gustaría vivir en la ciudad llena de luces que ve de noche desde su casa en el medio de la selva. Con la ayuda de su madre va a tratar de realizar su sueño.